sábado, 16 de mayo de 2009

PASEN Y VEAN



Repasando las últimas fotografías del blog me he dado cuenta de lo desatendida que tengo a la parroquia femenina, si es que la hay. Basta ya de cosificar la imagen de la mujer, de decorar estas pobres letras con tetas, culos y otras lindezas. Ellas también tienen derecho a disfrutar.

Por eso os dejo la foto de este galán, un tipo permanentemente bronceado, por algo esta todo el día de romería, amante de los trajes caros y amigo de sus amigos. Ahora que caigo, cuántas cosas tenemos en común.


En fin, me despido con fuerte propósito de la enmienda.

3 comentarios:

Berbi dijo...

También podías haber puesto una de Valle Inclán...

Berbi dijo...

Acabo de darme cuenta que yo he tratado muy mal a mis lectores, claramente masculinos...

JALOZA dijo...

Me parece bien esa pasión tuya por D. Ramón Maria pero esas barbas no sé si son lo que las chicas van buscando...